¿Cómo pintar un mueble de mimbre?

¿Tienes un mueble de mimbre que ha perdido el color? ¿Quieres renovar el color de tus muebles y darles un aire más fresco? Seguramente tengas en casa el típico mueble de mimbre que ya está viejecito, pero… ¡No lo tires! Estate atento porque en el blog de hoy, te enseñamos cómo pintar un mueble de mimbre y darle una segunda vida. Sigue este paso a paso y verás como tu viejo mueble de mimbre parece otro completamente nuevo.

¿Cómo preparar un mueble de mimbre para pintarlo?

Pintar un mueble de mimbre es muy sencillo y existen varias formas de hacerlo. Puedes utilizar una brocha o pincel y un poco de pintura. Eso sí, si decides utilizar el pincel, asegúrate de no dejar ningún recoveco sin pintar. La otra opción es utilizar pintura en spray. Pintar con spray te resultará mucho más fácil y sencillo. El Chalk Finish es el aerosol ideal para pintar tu mueble de mimbre gracias a su efecto tiza. Una vez tengas claro cómo vas a pintar tu mueble, vamos a prepararnos para empezar.

1- Lo primero que debemos hacer, es preparar la zona dónde vayamos a pintar para no manchar nada. Parece algo muy obvio, pero no tengas prisa por ponerte a pintar. Disfruta de cada momento del proceso. Dedicar unos minutos a preparar la zona, evitará que tengas que limpiar todo cuando terminas.

A la hora de elegir la zona en la cual vas a pintar tu mueble de mimbre, es preferible que sea una superficie plana. Y mejor aún si puedes realizar el proceso al aire libre. Lo ideal es colocar un poco de papel kraft o unas hojas de periódico. Séllalo todo con un poco de cinta adhesiva para que no se mueva y se filtre la pintura.

2- Una vez tengamos la zona protegida, es hora de empezar a limpiar nuestro mueble. Los muebles de mimbre suelen acumular polvo. Es importante que esté bien limpio antes de empezar a pintar. De esta forma, evitarás que se queden pegotes y harás que la pintura se vea más uniforme.

3- Ya falta poco para ponernos en marcha y ahora toca protegernos a nosotros. Como te hemos recomendado anteriormente, usar un formato spray será la forma más sencilla para pintar tu mueble de mimbre. En este caso, deberemos utilizar guantes para proteger nuestras manos. También deberás utilizar mascarilla para evitar respirar la pintura.

¡Ya lo tienes todo listo! Ahora sí, ya están hechos todos los pasos antes de ponerse a pintar. Toma nota de los siguientes pasos, porque… ¡empezamos!

Pasos a seguir para pintar tu mueble de mimbre

Ahora que ya lo tenemos todo preparado, es hora de que empiece el gran cambio. Estos son los pasos que debes seguir para que tu mueble de mimbre quede perfecto:

1- En la medida de lo posible, coloca el mueble que vayas a pintar en horizontal.

2- Antes de empezar a utilizar el spray, agítalo durante al menos 1 minuto. Durante el proceso recuerda agitarlo de forma frecuente. No hace falta que sea un minuto, pero es aconsejable mover el spray unos segundos.

3- Coloca el spray a una distancia de 25 centímetros aproximadamente. Haz una pequeña prueba para que te familiarices con el aerosol. Para ello, presiona suavemente el bote de spray, recuerda agitarlo previamente, y haz una pequeña prueba en una esquina o, si lo prefieres, en un papel. Una vez pruebes el spray y cojas soltura, presiona suavemente sobre tu viejo mueble de mimbre y empieza a pintar.

 4- Realiza pequeñas pulverizaciones sobre tu mueble de mimbre. Mejor que sean pasadas cortas y continuas. No te olvides de ningún recoveco. Ten paciencia y asegúrate de pintar cada parte del mueble con el spray.

Cómo pintar un mueble de mimbre

5- Deja secar completamente antes de aplicar una segunda capa. Si has utilizado el Chalk Finish spray, déjalo secar durante al menos 4 horas. Pasado ese tiempo podrás darle una segunda capa de pintura a tu mueble.

Cómo pintar un mueble de mimbre

6- Deja que se seque nuevamente la segunda capa de pintura y… ¡listo!

Cómo pintar un mueble de mimbre

A continuación te dejamos el vídeo con el tutorial paso a paso para pintar muebles de mimbre:

Añade color a tu nuevo mueble de mimbre

Ahora ya tienes tu mueble de mimbre como recién salido de fábrica, ¿y si le añades algún detalle más para que quede perfecto? Tienes que tener en cuenta que los muebles de mimbre pueden ser tupidos o con tramas más abiertas que dejan ver el interior.

Si tu mueble tiene las tramas abiertas, añade alguna tela en su interior de la misma tonalidad cromática. De esta forma protegerás tu mueble de mimbre por dentro. Y, al mismo tiempo, le darás un toque distinto visto desde fuera. Si por el contrario tu mueble de mimbre es cerrado, puedes añadir alguna puntillita de encaje en el borde. De esta forma añadirás otras texturas al mueble y se verá mucho más acogedor.

Sostenibilidad y artesanía en los muebles de mimbre

Cómo pintar un mueble de mimbre

El uso del mimbre en muebles es una de las técnicas más antiguas. El mimbre se basa en una técnica de cestería entrecruzada y se remonta a la época del antiguo Egipto. Este tipo de material se trabaja tejiendo finas tiras de mimbre o caña que dan lugar a distintos patrones y diseños. El mimbre, además, es un material sostenible que tiene una menor huella de carbono para el planeta. Pero no solo eso, la caña es un material ecológico que tiene una durabilidad excepcional.

Por todo lo mencionado anteriormente, te animamos a darle una segunda vida a tu viejo mueble de mimbre.  Además, los muebles de mimbre son una tendencia que nunca pasa de moda. Sea como sea, el mimbre aporta un toque rústico y cálido a tu hogar. Se trata de un material muy versátil que encaja en cualquier estilo decorativo. Combina tu mueble de mimbre con colores y texturas neutros para un estilo más contemporáneo. O si eres de los atrevidos, juega con colores llamativos y crea un estilo moderno y desenfadado.

En definitiva, esperamos haberte animado a cambiar ese viejo mueble de mimbre que ibas a tirar a la basura y que ahora no puedes vivir sin él.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.